Volver a los detalles del artículo Política y religión: ¿puede el símbolo religioso dejar de serlo por su uso apologético-franquista? Descargar Descargar PDF